Militancia de Morena será quien decida si hay alianzas en Morelos

Opinión

Gerardo Albarrán Cruz, presidente de Morena en el estado de Morelos, señaló que no habrá candidaturas para nadie y las coaliciones con otros partidos deben de tener la aprobación del comité estatal y de las bases de militantes de la entidad. Esta declaración se da luego de que en las últimas semanas el PES local, en voz de Jorge Argüelles, señaló que Mario Delgado le aseguró al PES la alianza con Morena para las elecciones del siguiente año y que tienen la aprobación presidencial para elegir a los candidatos.

El dirigente partidista aclaró que se respetarán las reglas y recordó que “el Comité Nacional deberá consultar a las bases en los estados y estructuras internas del partido para autorizar alianzas”. Albarrán Cruz sostuvo un reunión con un grupo de Bases de Morena que ha rechazado la imposición de una alianza con el PES para el próximo proceso electoral del 2021, al considerar que no fue consultada con los militantes.

Silvia Salazar Hernández, representante de Bases de Morena, dijo que no aceptan la alianza con el PES ni con otros partidos, pues no se trata de una coalición “natural” y además “traicionó los principios de Morena”. Tras la reunión con el dirigente estatal en la que acordaron trabajar en unidad, esta agrupación de militantes decidió levantar el plantón que mantiene a las puertas de la sede estatal desde mayo.

En las semanas recientes Hugo Erick Flores presidente nacional del PES y Ulises Bravo Molina, presidente estatal y medio hermano del gobernador Cuauhtémoc Blanco señalaron que están dadas las condiciones para que en el proceso electoral vayan con Morena y otras fuerzas políticas mediante acuerdo no oficial, pueslegalmente ese partido tiene carácter de “nuevo”, al haber obtenido nuevamente el registro.

Por su parte Jorge Argüelles, coordinador de la fracción parlamentaria del PES en la cámara de diputados, ha mencionado que tiene un acuerdo con Mario Delgado, presidente nacional de Morena para concretar una alianza. “Estos son los acuerdos que que hay con la dirigencia nacional de Morena, a menos de que Mario Delgado este mintiendo”, aseguró. Y recalcó que la alianza del PES y Morena siempre ha existido y “que no están regateando nada, a excepción de otros partidos que se dicen aliados, pero se la pasan en el regateo”.

Analistas políticos locales señalan que el objetivo de la alianza que busca el PES a través de  Hugo Erick Flores, Ulises Bravo y Jorge Arguelles con Morena es asegurar el triunfo del partido en el estado. “La posibilidad de elegir a los candidatos a alcaldías y diputaciones locales le garantiza al PES su permanencia para los próximos tres años”. En esta alianza Jorge Arguelles busca ser el candidato para la alcaldía de Cuernavaca, lo que lo posicionaría para ser el abanderado del PES y Morena para las elecciones de gobernador del 2024 y suceder a Cuauhtémoc Blanco.

No es el primer estado en el que Morena enfrenta divisiones entre la militancia del partido. Recientemente morenistas cuestionaron a Mario Delgado, presidente del partido por la eventual candidatura de la alcaldesa de Escobedo, Clara Luz Flores, al gobierno de Nuevo León pues lo consideran una imposición. También en el caso de Guerrero las bases han solicitado designar a uno de los siete candidatos que compiten por la candidatura a gobernador para el 2021.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn