Virgin hace la primera prueba de Hyperloop con pasajeros

Un breve trayecto, con una aceleración de 0 a 160 kilómetros por hora en un tubo de 500 metros, es la primera prueba mundial con pasajeros de un sistema Hyperloop.

Lo ha llevado a cabo la compañía Virgin Hyperloop de Richard Branson, que quiere ser la pionera en este revolucionario medio de transporte ideado en su día por el fundador de Tesla y SpaceX, Elon Musk, y que promete velocidades de cápsulas de pasajeros dentro de tubos —en condiciones de casi vacío— cercanas a los 1.200 kilómetros por hora. Con este sistema teóricamente se podrán hacer trayectos más rápidos que en avión o trenes de alta velocidad y sin exposición a las inclemencias meteorológicas.

Los primeros humanos en viajar en un vehículo Hyperloop han sido Josh Giegel, cofundador del a compañía y jefe de tecnología, y Sara Luchian, directora de experiencia de pasajeros, que hicieron el trayecto en un tubo de prueba de Virgin Hyperloop construido en el desierto de Nevada, cerca de Las Vegas. El test fue evaluado por ISA, una empresa independiente de certificación industrial. El vehículo utilizado ha sido una versión reducida de la cápsula XP-2, adaptada para que viajen dos personas, aunque el proyecto original del vehículo está diseñado para 28 viajeros.

La base del sistema Hyperloop es un tubo en el que se ha extraido aire para que no ofrezca resistencia al paso de las cápsulas, que se desplazan mediante un sistema eléctrico de levitación magnética, como el tren comercial Maglev que conecta la ciudad china de Shanghai con su aeropuerto. Toda la fuente de energía es eléctrica y en los diseños de Virgin Hyperloop se contempla la instalación de paneles solares en la parte superior del tubo.

El objetivo de Virgin Hyperloop es obtener en el 2025 certificados de seguridad de las autoridades europeas y de Estados Unidos para poder operar comercialmente a partir del 2030.

La Dirección General de Movilidad y Transporte de la Comisión Europea (DGMOVE) ha mantenido reuniones de trabajo con varias empresas de Hyperloop en los dos últimos años y ahora está realizando un estudio sobre seguridad que debería servir para regular este método de transporte. En Estados Unidos, la administración federal ha decidido la creación de un centro de certificación para este sistema en Virginia que dará empleo a 13.000 personas.

Después del recorrido con personas en el túnel de pruebas de Nevada, el fundador del grupo Virgin, Richard Branson, señaló en un comunicado: “hemos demostrado que este espíritu de innovación cambiará de hecho la forma en que la gente de todo el mundo vive, trabaja y viaja en los años venideros”.

El consejero delegado de la compañía, Jay Walder, aseguró que le preguntan de forma frecuente por la seguridad de este sistema de transporte. ”Con las pruebas de pasajeros de hoy —apuntó—, hemos respondido con éxito a esta pregunta, demostrando que no sólo Virgin Hyperloop puede poner con seguridad a una persona en una cápsula en un ambiente de vacío, sino que la compañía tiene un enfoque reflexivo de la seguridad que ha sido validado por un tercero independiente”.

Uno de los dos pasajeros, Josh Giegel, recordó lo rápido que ha avanzado la creación de este sistema. ”Cuando comenzamos en un garaje hace más de 6 años, el objetivo era simple: transformar la forma en que la gente se mueve”. “Hoy, dimos un gran salto hacia ese sueño final”, añadió. Por su parte, la otra pionera en este corto viaje, Sara Luchian, comentó que “Hyperloop es mucho más que la tecnología. Se trata de lo que permite: los viajes que podrías hacer de París a Berlín, de Lisboa a Madrid, o de Varsovia a Praga”.


Comentarios